Share |

Bajo presión, Legisladores del Condado intervienen sobre proyecto para construir tubería de gas

Una multitud presionó a los funcionarios a fin de que se opongan al plan para construir un gasoducto debajo de Raritan Bay y a lo largo de Old Bridge, Sayreville y The Amboys
Pipeline Protest
Decenas de opositores al proyecto de gasoducto de Transco se dieron cita el 20 de abril a la reunión de Legisladores. Charlie Kratovil

NEW BRUNSWICK, NJ – El pasado mes de abril, se dieron grandes pasos respecto a la creciente oposición a la tubería de gas natural de Transco, propuesta para su construcción en Central Jersey.

Los legisladores del Condado de Middlesex se han presentado oficialmente para intervenir en aplicación de la compañía ante la Comisión Federal de Regulación de la Energía (FERC), que tomará la decisión final sobre si se construye el gasoducto.

El 24 de abril, el director Ronald Ríos publicó una carta declarando que los legisladores se presentarán para intervenir en el caso.

Presentarse para esta intervención, permitiría al Condado acceder a todos los documentos y registros relacionados con el gasoducto.

"Este es exactamente el tipo de medida que los legisladores deben tomar para proteger la salud y la seguridad de los residentes del Condado", dijo Junior Romero, un organizador de Food & Water Watch.

"Este acto demuestra que escuchan nuestras inquietudes sobre este nefasto proyecto de energía. Lo que necesitamos a continuación es su oposición a este gasoducto, que representa una amenaza directa al aire y al agua de nuestra localidad, además de una mala inversión en el tipo de energía sucia del pasado en lugar de la energía limpia del futuro".

Aunque el anuncio trae esperanza, es solo una pequeña victoria en la lucha contra la construcción del gasoducto. La Junta de Legisladores todavía no ha dicho si apoyará o se opondrá al plan.

"El siguiente paso en la organización de todos es hacer que la gente asista a la próxima ronda de audiencias públicas masivamente y una serie de eventos educativos para que la gente comprenda la relación entre estos proyectos de energía sucia en el patio de sus casas y la crisis ambiental nacional a causa de la operación de estas compañías de petróleo y gas", dijo Romero.

El plan para la construcción de una tubería de gas natural de 26 millas por debajo de Raritan Bay ha causado mucha controversia en Central Jersey, así como un plan, relacionado a este proyecto, para una estación de compresión de gas propuesto para el municipio de Franklin.

La tubería y el compresor podrían afectar a otras localidades como South Brunswick, Old Bridge, Sayreville, South Amboy y Perth Amboy. El gasoducto sería colocado debajo de Rartan Bay.

Transco, con sede en Oklahoma, es propiedad de Williams Companies.

Organizaciones como Rethink Energy NJ, Food & Water Watch, Franklin Township Task Force y ciudadanos preocupados se han opuesto abiertamente a la construcción del gasoducto, citando problemas de salud tales como cáncer por la contaminación del aire y la contaminación potencial del agua.

Otros citaron el aumento del riesgo de explosiones relacionadas a la estación de compresión propuesta. En 1994, el Condado de Middlesex experimentó una de las explosiones de gasoducto más grandes y devastadoras en la historia de los Estados Unidos