Share |

Importante Daño Obliga a Residentes de New Brunswick a Hervir el Agua por Dos Días

Ruptura de Tubería Afectó el Servicio de Agua en Rutgers Village, Edgebrook, Clifton Av. Y Hoffman Av.

NEW BRUNSWICK, NJ-- Los problemas de agua de la ciudad de New Brunswick continuaron durante el fin de semana del 23 al 25 de septiembre, ya que miles de residentes se vieron obligados a hervir su agua antes de usarla o arriesgar su salud mientras el personal trabajaba para reparar una tubería de agua de 20 pulgadas que se rompió en una rampa que conecta las Rutas 1 y 18.

Después de la importante ruptura, un pedazo de la carretera encima de la tubería colapsó, causando retrasos de tráfico en medio de la hora pico del viernes 23 de septiembre, y otro dolor de cabeza para el problemático Servicio de Agua de la ciudad.

"Se rompió el viernes por la noche, causando baja presión de agua durante toda la noche a los barrios de la zona, así como cierres parciales y completos de la rampa," dijo Jennifer Bradshaw, portavoz del Municipio de la ciudad.

La empresa de servicios públicos tuvo que pedir a miles de residentes que hirvieran su agua durante los próximos dos días, mientras que los equipos de trabajo pasaron unas 23 horas arreglando la ruptura.

El momento no pudo haber sido peor, ya que ocurrió solo horas después de que la municipalidad admitiera públicamente que las pruebas de calidad del agua realizadas en agosto mostraron elevados niveles de Trihalometanos Totales en tres de los ocho sitios de la ciudad.

La noticia fue motivo de preocupación debido al historial de calidad de agua de la ciudad: Edward O'Rourke, el operador de la planta de tratamiento de agua, quien lleva años en el Servicio de Agua, fue recientemente encarcelado después de haber sido declarado culpable de corrupción pública.

Y el caso de O'Rourke no fue ni la primera ni la última vez que la agencia ha sido expuesta como sospecha.

Mientras los residentes estaban leyendo el artículo de New Brunswick Today sobre la última violación de calidad del agua de la ciudad, muchos otros residentes en el Primer Distrito ya estaban viendo agua descolorida y potencialmente peligrosa saliendo de sus grifos.

A las 8:14 am del 24 de septiembre, una alerta Nixle emitida por el Departamento de Policía de Nuevo Brunswick dijo que se estaban produciendo interrupciones en el servicio de agua, pero sostuvo que "el agua se permanece segura para el consumo en este momento."

Pero una hora y 40 minutos después, la ciudad ya no estaba tan segura de que el agua que se estaba distribuyendo en algunos barrios. Una alerta de seguimiento mencionó que el aviso de hervir el agua se estaba emitiendo "como medida de precaución".

Las áreas afectadas incluyeron algunos de los barrios más adinerados de la ciudad, como Rutgers Village y Edgebrook, así como el complejo de apartamentos Raritan Crossing.

Un mensaje de seguimiento a las 2:52 pm señaló que la advertencia seguía "en efecto" y se había expandido para cubrir la Avenida Clifton y tres edificios de apartamentos en la Avenida Hoffman en los Jardines de Raritan. Por primera vez, Edgebook también fue mencionado.

Rutgers Village y Edgebrook están bastante aislados del resto de la ciudad, y resulta que son el lugar de las residencias del alcalde James Cahill, el concejal Glenn Fleming y muchos de los altos funcionarios del gobierno de la ciudad.

Fleming y varios otros miembros del Consejo aún no han respondido a las preguntas sobre cuándo se enteraron de la última violación de calidad del agua de la ciudad.

"Como parte de los esfuerzos de reparación, las válvulas tuvieron que ser abiertas y cerradas, lo que causó interrupciones en los barrios afectados," explicó Bradshaw, quien dijo que la advertencia de hervir el agua "siguió vigente durante más de un día mientras nos asegurábamos de que no hubiera ninguna contaminación bacteriológica."

Bradshaw dijo que el personal de la municipalidad imprimió "cientos de copias de una carta alertando a los residentes sobre el aviso de hervir el agua y los cuales fueron repartidos en los vecindarios afectados por la policía y el personal del servicio de agua, además de publicar varios Nixles, mensajes de Facebook y Tweets.

Los vecinos fueron rápidos al quejarse sobre el problema de agua, y residente enfurecido reportó no haber recibido ninguna carta.

El aviso fue levantado el día domingo alrededor de las 6:45 pm, según Bradshaw.

Para el beneficio de nuestros lectores que pueden ver este artículo durante una futura advertencia sobre la calidad del agua, esto es lo que decía el anuncio público de la municipalidad, incluyendo instrucciones para el uso del agua durante la ruptura.

El Servicio de Agua de New Brunswick notifica que se produjo una importante ruptura del suministro de agua el día viernes 23 de septiembre en la Ruta 1 en New Brunswick, lo que ha causado que algunos usuarios dentro del área de servicio se queden sin agua. Un equipo de reparación continúa trabajando en la principal ruptura y se proyecta que el servicio de agua será restaurado en la zona el sábado por la tarde.

Como medida de precaución, la Empresa de Servicio de Agua de New Brunswick está implementando una Advertencia de hacer Hervir el Agua para todas las direcciones contenidas en el área de Raritan Crossing, Rutgers Village y Edgebrook.

Los residentes de Clifton Avenue y los residentes de Raritan Gardens en los edificios 100, 200 y 300 de la Avenida Hoffman también deben hervir el agua hasta que la prueba del suministro de agua se considere satisfactoria. Los residentes y negocios fuera de esta área no se ven afectados por este aviso.

Que debo hacer? Qué significa esto?

Efectivo de inmediato y hasta nuevo aviso, se instruye a los usuarios dentro del área de servicio afectada poner a hervir el agua del grifo durante un minuto y luego dejar que se enfríe antes de usarla o usar agua embotellada. El agua hervida o embotellada se debe utilizar para beber; preparar alimentos; mezclar fórmula para bebés, alimentos, jugos o bebidas; lavar verduras y frutas; cocinar; hacer hielo; lavar los dientes; y lavar los platos hasta nuevo aviso. La ebullición mata las bacterias y otros organismos en el agua.

Si usted tiene un sistema inmunológico gravemente comprometido, tiene un bebé, está embarazada o es adulto mayor, puede estar expuesto a un riesgo mayor y debe buscar la guía de sus proveedores de atención médica acerca del consumo de esta agua potable.

También se recomiendan las siguientes medidas:

  • Deseche los alimentos sin cocer, bebidas o cubitos de hielo hechos con agua del grifo durante el día del aviso;
  • Mantenga el agua hervida en el refrigerador para beber;
  • No trague agua mientras está en la ducha o se baña;
  • Enjuague los platos lavados a mano con una solución de blanqueador diluida (una cucharada de cloro por galón de agua del grifo) o lave los platos en un lavavajillas usando el ciclo de lavado en caliente y seco;
  • No utilice filtros domésticos en lugar de hervir o usar agua embotellada; la mayoría de los filtros de agua domésticos no proporcionan una protección adecuada contra los microorganismos;
  • Use solamente agua hervida para tratar lesiones menores;
  • Proporcionar a las mascotas agua potable que se ha hervida (y enfriada).


Por favor continúe hirviendo su agua o use agua embotellada hasta que se le notifique que la calidad del agua es satisfactoria. Este aviso permanecerá en vigor hasta que se completen las reparaciones y las pruebas demuestren que la calidad del agua es segura. Estamos trabajando lo más rápido posible para restaurar la calidad del agua. Gracias por su paciencia. Si los usuarios afectados tienen preguntas sobre la advertencia de hervir el agua, pueden comunicarse a la línea de emergencia 24 horas del Servicio de Agua Potable de New Brunswick al (732) 745-5103.

* Por favor comparta esta información con todas las personas que consumen esta agua, especialmente aquellas que no hayan recibido este aviso directamente (por ejemplo, personas en apartamentos, casas de ancianos, escuelas y negocios). Usted puede hacerlo publicando este aviso en un lugar público o distribuyendo copias a mano o por correo. 

Traducido por: Silvana Escobar